Síguenos en:


Gastronomía

Pausa café: 4 razones para hacerla en tu jornada laboral

14.03.21 / GASTRONOMÍA

Pausa café: 4 razones para hacerla en tu jornada laboral

La pausa café es uno de nuestros momentos preferidos del día. Y como no podía ser de otra manera, nunca falta alguno de nuestros  Kaiku Caffè Latte. Además de poder disfrutar del buen café, tomarse pequeños descansos durante el día es mucho más importante de lo que puede parecer. Esta pausa ayuda a fortalecer la concentración, mejora las relaciones con los compañeros de trabajo e incluso es necesaria para darle un respiro a nuestro cuerpo.

Beneficios de la pausa café

Se trata de una costumbre que es parte de la cultura laboral española y representa mucho más que un simple descanso. Los médicos y psicólogos lo recomiendan y es que beneficia tanto a los lugares de trabajo como a sus empleados. Tomarse estos minutos de descanso es bueno para la salud física y mental porque nos obliga a levantarnos, ayuda a centrarnos e incluso reduce el estrés. Te contamos los motivos.

Favorece la concentración

Está comprobado que el cerebro solo puede mantener la atención plena y continua durante cincuenta minutos. Tras este tiempo necesita hacer pequeñas pausas para ser productivo. Estos intervalos ayudan a mantener la motivación y la creatividad. De hecho, hay empresas que lo consideran imprescindible para sus trabajadores y diseñan las oficinas añadiendo cafeterías, coffee points y zonas de descanso que propician el moverse, andar y reunirse con los compañeros.

Necesitamos el movimiento

El cuerpo no está diseñado para estar quieto tantas horas, sino todo lo contrario. Por eso las pausas están recomendadas en cualquier tipo de trabajo.

Por ejemplo, las personas que pasan mucho tiempo sentadas deberían levantarse cada dos horas a dar un breve paseo para evitar problemas lumbares y de visión. Por otro lado, quienes trabajan de pie durante mucho tiempo deberían sentarse o moverse un poco y así evitar problemas vasculares.

La pausa del café propicia esto porque nos obliga a incorporarnos, mover el cuerpo, dar aunque sea unos pasos y quizás en el camino charlar un poco.

Somos seres sociales

Es simple: existimos en sociedad y el café nos ayuda a relacionarnos. Tener pausas en las que puedas encontrarte con otros en la cafetería o la cocina mejora los hábitos y la socialización en el interior de las empresas.

Saber que tienes esos quince minutos para disfrutar de tu taza mientras hablas con tus colegas produce relajación y motivación, y también fomenta la productividad.

Ayuda a estar alerta

Seguro que te has dado cuenta de que te sientes con más energía cuando tomas esa taza de café que te hacía falta. Resulta que la cafeína es su componente más importante y tiene la cualidad de optimizar varios aspectos de la función cerebral. Está comprobado que mejora el ánimo, la memoria, los tiempos de reacción, la vigilancia y la habilidad cognitiva.

Elige siempre una buena compañía en tu pausa para el café

Ya sea que trabajes en una empresa, un coworking o por tu cuenta en casa, ha quedado claro lo importante que es tomarse una pausa café. Tu productividad, motivación y concentración mejorarán mucho. Pero además, no hay que perder de vista que es un placer que puede disfrutarse en diferentes versiones e ir cambiando cada día.

Desde el instantáneo que nos hace salir del paso, al café negro expreso de especialidad, hay un mundo por disfrutar y descubrir con este compañero de los mejores momentos. Y por supuesto no nos olvidamos de nuestro delicioso café frío, ese amigo inseparable para los días de calor que nos refresca mientras nos regala un ratito de desconexión.

Tipos de cafés hay a montones y tu pausa puede convertirse en un descanso delicioso, de ti depende disfrutarla al máximo.

RELACIONADOS
PUBLICAR UN COMENTARIO

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad.